dilluns, 22 d’octubre de 2012

UNA VIDA EN COMA cap.21

Cogí todo lo necesario para ir al instituto, y ice camino hacia allí.
No tenia ganas de ir al instituto, así que me deleite por ir a el parque donde me encontré como siempre a todos allí también estaba Raquel y me senté con ellos, parecían borrachos no les hice mucho caso ni ellos a mi.

Estaba sentada en el banco con los pies encima de mi mochila y oyendo música con los auriculares puestos tarareando la canción que en ese momento sonaba por los auriculares. Cuando veo unas manos tapando mis ojos en ese momento mi corazón empezó a latir fuertemente. Estaba asustada y mucho me quite los cascos de un zarpazo y levante las manos de mis ojos, las levante y vi la cara de Angel a tan solo 10 cm y lo abrace con todas mis fuerzas hacia ya 4 días que no lo veía y me alegraba verlo. Nos separamos y me tendió la mano para que me levantara, me levante. Y el cogió mi mochila.
- No tienes por que coger mi mochila - le dije.
- De nada - me dijo el, mirándome con una sonrisa dejando ver sus perfectos dientes.
- Gracia - dije con un poco de vergüenza.  El me sonrió y se puso bien la mochila para luego cogerme de la mano cosa que me hizo que mis mejillas se volvieran rojizas.
- ¿Te duele aun? -  me dijo señalando mis costillas.
- Aun me duele, pero no tanto - le mire
- Por que no as ido al instituto?- me dijo el un poco mas serio
- No tenia ganas
- Te a pasado algo?
- No
- Para que tu no vayas al instituto tiene que haber algo mas, ¿seguro que no te pasa nada?
- No..
- Vamos,  me lo puedes decir -dijo el mirándome.
- He tenido una pesadilla.
- ¿Que clase de pesadilla?




***
-El espejo enterrado-


diumenge, 7 d’octubre de 2012

UNA VIDA EN COMA cap.20

Narrador.
Mientras que Noa se divertía con sus supuestos amigos. Sus amigas de verdad estaban con su hermano. Y su hermano con la duda de donde estará su hermana y con quien.
En el parque todo seguía igual todos hablaban en una conversación entretenida.
Mientras que algunos de ellos trazaban un plan mentalmente, que no beneficiaria a Noa.
Ya se hacia tarde así que Noa decidió irse a casa. Se despidió de ellos y se fue a casa. 
Al llegar su hermano le esperaba en la puerta para que le contara lo que había echo, cosa que ella no izo. Se fue a su habitación, y allí le esperaban sus amigas. Se quedaron hablando un rato con ellas. A Noa le encantaba hablar con ellas, pero le gustaba estar con los del parque se divertía mas con ellos.
Pronto se fueron todas, menos Sofia que se quedo a cenar en la casa.

Noa
Cuando subí de cenar me meti en la cama a dormir.

Al dia siguiente
Me levante con el pulso acelerado y sudando con ello un pequeño grito salio de mi cuando recordé lo que había soñado. Me levante de la cama rápidamente me duche y vestí.  Aquel sueño se me había quedado en la cabeza. 


***

-El espejo enterrado-